Sentimientos de culpa

Psicología Cotidiana

 Con frecuencia vivimos nuestra vida cargados/as de OBLIGACIONES, es decir, de AUTO-IMPOSICIONES, “Debería/ Tendría/ Necesito”

Éstas Auto-imposiciones se convierten en fuertes creencias, a las que nos aferramos para sentir que estamos haciendo como “se debe hacer o como se espera de nosotros/as”

A su vez, estas creencias establecen fuertes “Amarres, Ataduras o Dependencias”, sin las cuales no podemos vivir, pero con ellas tampoco. He aquí el conflicto.

Los Sentimientos de culpa vienen de estas Obligaciones que nos imponemos, y que a veces son imposibles de cumplir, y en el caso de cumplirlas nos generan tal malestar que no somos capaces a vivir con ellas.

Poniendo un ejemplo, “Debo de tener todo hecho antes de salir de casa”, por supuesto, no salgo porque me sentiría mal, culpable de dejar las cosas a medias, sin embargo, el no salir, me genera gran sentimiento de frustración e insatisfacción, ya que, mi vida no tiene sentido, todo son Obligaciones, ¿Cuándo disfrutaré de la vida?

Para liberarnos de éstos sentimientos de infelicidad, es necesario, descubrir nuestro Derechos, los cuales poseemos todas las personas, aunque no siempre nos permitimos llevarlos a la práctica.

Tengo Derecho a Ser feliz, a mirar por mí, a tomar mis propias decisiones….es decir, Tengo derecho a vivir mi propia vida.

Es entonces, cuando desaparecen las Auto-obligaciones, recuperando la parcela personal de mi vida, disfrutando de ella y descubriendo el camino hacia la felicidad.

Por supuesto, además de Derechos, tendremos Responsabilidades, las cuales, una vez elegidas, tendremos que responder ante ellas.

A diferencia de las Obligaciones, las Responsabilidades acaban cuando cumplo con ellas, y entonces me puedo permitir “Tener derecho a …”, sin embargo, las Obligaciones no tienen fin, detrás de una viene otra, ocupándome todo el tiempo de mi vida, sin sentido.

Libérate de éste sentimiento, date permiso y disfruta de una vida sin cargas, plena y feliz.

Dolores Rizo.

Los comentarios están cerrados.